Júlia Díez/Noticias/Novedades

El Gigalienzo, la incursión steampunk del dibujante Enrique Corominas

JÚLIA DÍEZ  | Arriba del Raval, tocando al mercado de Sant Antoni de Barcelona, se encuentran las calles típicas de esta zona de la ciudad, llenas de balcones, bancos, palomas y turistas. Luego de esperar un rato bajo el sol, nos recibió en el número 8 de la calle Riera Alta el historietista Enrique Corominas con un delantal, muestra de que habíamos interrumpido su nueva creación. Fue él quien nos adentró a un portal deteriorado por los años hasta llegar a una puerta de madera oxidada.

Tras ella, se encontraba la sala principal de la librería Newton Comics, una oscura tienda especializada en cómics antiguos y descatalogados desde hace más de quince años. Luego de atravesar una infinita sala rectangular llena hasta reventar de cómics antiguos, de mangas y de fascículos, llegamos a un almacén lleno de polvo, y, tras él, a una amplia sala llena de estanterías y de tarros de pintura.

Ahí estaba el Gigalienzo, un cuadro de grandes dimensiones (nada menos que seis metros de ancho) nacido de su afición a la pintura mezclada con su trabajo de creador de portadas e historietas. El trabajo pretende ser una metáfora de la creación literaria donde una escritora genera con la tinta de su pluma unos personajes retrofuturistas que luchan al son de la inspiración literaria.

En todo momento atento y distendido, Corominas nos explicó todos los detalles de su cuadro y de su proceso creativo. Nacido el 1969 en Valladolid, lleva casi dos décadas de trabajo en historietas e ilustraciones para portadas a sus espaldas, y entre sus trabajos más destacados encontramos  Eye Gray, cómic de terror y misterio publicado por Planeta, y Dorian Gray, una adaptación al cómic del famoso libro de Oscar Wilde, valedora de grandes reconocimientos.

Esta es su primera incursión en el mundo steampunk, exceptuando un proyecto de cómic que no prosperó. Lo que le interesa de este movimiento es su poderosa estética más que su contenido, y el ambiente en el que se encuadra, el siglo XIX, del cual le atrae la riqueza expresiva de la literatura victoriana. Tiene en mente crear alguna historia relacionada con el tema, pero de momento no encuentra ninguna que, según él, esté a la altura.

Antes de marchar y de agradecerle su trato, no pudimos estarnos de echar unas cuantas fotos y de rebuscar entre los muebles algunos cómics antiguos. Para aquellos curiosos que, como nosotras, tengan la intención de contemplar el lienzo, los viernes por la tarde es el día de puertas abiertas. Eso sí, para verlo terminado tendrán que esperar hasta el 28 de marzo, cuando se exponga de forma permanente en la nueva tienda que Gigamesh inaugura en la calle Bailén.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s